Un papel en blanco


Un papel en blanco,
enemigo del escritor.
Busco esas palabras perfectas,
pero lo único que tengo es pavor.

Pavor de que sigas en blanco
y de no poder escribir lo que siento,
de que esta historia no salga
y por desgracia se quede dentro.

El cursor parpadeando
esperando que tecleé esos primeros vocablos,
pero el blanco lo sigue inundando todo 
y yo solo sigo buscando. 

Y puede que solo sea hacer el primer paso 
escribir ese término que lo empiece todo. 
No complicarnos tanto 
y dejar que fluya solo.

Somos como paladines, 
y las palabras son nuestra arma.
¿Por qué reflexionamos tanto 
y no solo nos preocupamos de desenfundarla?

Da igual que en un principio 
no sea el texto deseado. 
Siempre podremos reescribir,
y seguir ganando a ese color blanco. 

Por eso yo no dejaré que me gane.
Da igual si escribo prosa o poesía.
Las palabras me acompañan
ya que siempre han sido mis amigas. 







No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.