Reto de escritura - Sueño lúcido


Todo es oscuro a mi alrededor, una habitación pequeña decorada con tan solo una cama y un armario, no es mi habitación, no sé como he llegado hasta aquí, en realidad...No recuerdo nada del día anterior. ¿Es posible que todo esto sea un sueño? ¿Es posible que nada de esto sea real? Definitivamente tengo que estar viviendo un sueño lúcido. Como una tonta me he pellizcado el brazo para descubrir la verdad, y nunca antes había vivido uno, pero definitivamente estoy en lo que se conoce como un sueño lúcido. Entonces, si provoco una situación de pánico, tensión, estrés... seguramente despierte. Tengo que morir para despertar. 

Tras leer esa última frase Laura cerró el libro y se puso a charlar con su novio por Whatsapp. Sueños lúcidos...  seguía pensando... ¿Es cierto que existen ese tipo de sueños? La verdad es que Laura no estaba pasando sus mejores momentos. No le estaban yendo bien las cosas en el colegio, y con su novio ella estaba intentando arreglar las cosas, pero cada vez más pensaba que era hora de romper la relación. Muchas de esas noches un inmenso dolor la inundaba, no podía dormir y daba mil vueltas en la cama. Lo de su novio le había afectado en los estudios, y las malas notas habían cabreado a sus padres... ¡¿Cuando acabara esta pesadilla?! -pensaba en sus adentros- Y encima ese mismo fin de semana tenía la boda de su primo segundo por parte de... en verdad no sabía ni quién era... cosa que poca gracia le hacía. 

Ella aún esperaba en la cama a que su novio le respondiera al saludo que le había enviado. Estaba en línea. Lo había visto. Finalmente, por la rabia, la indignación, lanzó el móvil a un lado y se puso a escribir un pequeño relato. Pero después de escribir las últimas palabras "Todo es oscuro a mi alrededor..." escucho el sonido de notificación de su móvil. Empezó a leer y efectivamente era Pablo, su novio, que le contaba que no la había podido contestar porque estaba ayudando a su padre a hacer unas tareas. A esa contestación Laura empezó a escribir lo que hacía tiempo pensaba que era lo mejor "Me gustaría creerte, pero o puedo... sabes que las cosas no están yendo bien, las peleas cada vez son más seguidas y difíciles de soportar... Yo he intentado arreglarlo, te he querido, y te quiero más que a nada, pero... ¿No crees que es mejor que nos demos un tiempo o romper? "

Después de ese mensaje el aviso de "en línea" de Pablo desapareció y Laura solo podía esperar. La situación la estaba matando... le envió más mensaje, lo llamo... nada. El estrés podía con ella, la ansiedad la inundaba... pero finalmente, al igual que la mujer del libro... despertó de su horrible pesadilla. 


Esta pequeña historia ha sido un reto de escritura. Las palabras o situaciones que se me han impuesto para relatarla han sido: Que empezara en una habitación desconocida, que un personaje tuviera un sueño, que un personaje deseara morir, que alguien cerrara un libro, que un personaje quisiera romper una relación, que un personaje sintiera mucho dolor, que hubiera una boda, que apareciese la palabra "saludo", que apareciese la frase "Me gustaría creerte...", y que apareciese la frase "Solo podía esperar..."

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.